TANGO Reporter - Nota de Tapa - Enero-Febrero 2015
Número Extra 20vo Aniversario de TANGO Reporer dedicado a Carlos Gardel
Tapa 167

Adquiera la colección completa de TANGO Reporter. Una verdadera enciclopedia del Tango.

Biografías, entrevistas, anécdotas, letras de tango. comentarios de discos, y mucho más, escritos por las mejores plumas del tango actual.

Quedan muy pocas colecciones. Adquiérala antes que se agote

Para más información haga click aqui.

Tango Reporter, 8033 Sunset Blvd., #704, Los Angeles, CA 90046, USA
Para más información, envie un e-mail

No se pierda otras Notas de Tapa sobre Robert Duvall, Jose Luis Borges, Julio Cortazar, Astor Piazzolla, Rodolfo Valentino, Carlos Gardel y otras personaliades tanto argentinas como internacionales ligadas al Tango.
Tapa libro

Ya apareció!!! The TANGO in the United States (en inglés) por Carlos G. Groppa. La historia del Tango en los EE.UU. desde sus antecedentes en Argentina, Paris y Londres hasta la actualidad. Cubriendo bailarines, músicos y cantantes, hay capítulos dedicados a Fresedo, Cobián, Canaro, Gardel, Piazzolla y otras grandes figuras del tango argentino que actuaron durante largas temporadas en los EE.UU. Solicitelo en librerias o en amazon.com,

Tapa 203TANGO Reporter
Carlos Gardel Alumno
Por Guada Aballe
Carlos Gardel fue un niño cuya infancia estuvo atravesada por una escolaridad con cambios, bastantes usuales para la época, pero además tuvo la perseverancia de terminar sexto grado, algo que no todos sus pares conseguían.
La obligación escolar estaba comprendida de los seis a catorce años de edad y la instrucción primaria se daba en seis grados escolares. Existían escuelas tanto particulares (privadas) como fiscales (públicas) y las clases se dictaban de lunes a sábado El niño Gardés ingresó al sistema educativo argentino en el año 1897, a los seis años de edad como indicaba la obligatoriedad escolar. La escuela elegida por su madre fue la Nro 1 del 6to Distrito sita en Talcahuano 678 (hoy Escuela Nro 8 D.E 1, Talcahuano 680) Era entonces una Escuela Superior de Niñas; superior indicaba que allí se dictaban de primero a sexto grado inclusive, instrucción primaria completa. Se permitía la asistencia de alumnos varones menores de diez años. Allí Carlos cursó primer grado y su maestra se llamó Carmen Alegre. Habrá sido una experiencia enriquecedora para el pequeño Carlos debido a que ese año se dictaron en la escuela las "Conferencias Prácticas del 6to Distrito Escolar" desde marzo a octubre, algunas de las cuales fueron destinadas a niños de primer grado.
Nuestro niño aprobó primer grado y junto con la promoción de grado vendría también un cambio de escuela.
Cursó su segundo grado durante 1899 en la Escuela Elemental de Varones Nro 2 del 6to Distrito, Libertad 455, cuyo director era Ángel Bustos. Escuela elemental quería decir que allí se dictaban solamente de primero a cuarto grado, por lo menos el niño Gardés iba a tener garantizada su instrucción primaria hasta cuarto grado.
Pero no pudo ser.
Pasó de grado pero no pudo continuar en la escuela, ni él ni tampoco sus compañeros de segundo. ¿La causa? En 1900 la escuela fue convertida de Escuela Elemental a Escuela Infantil, donde sólo tendría primero y segundo grados. Tampoco había otra escuela fiscal para varones en su distrito.
En 1901 le recuperamos el rastro, quizás en la institución escolar que más se asocia a Carlos Gardel y en la que permaneció dos años: el Colegio Pío IX de Artes y Oficios, colegio salesiano. Durante esos dos años fue alumno pupilo, es decir, residía en el colegio.
En 1901 ingresó en esa prestigiosa institución donde se daba a los niños una educación más que completa a más de ofrecer una amplia gama de actividades que iban desde procesiones, pa-seos, excursiones, representaciones teatrales, conciertos de banda y orquesta, canto, deportes, concursos gimnásticos, etc. En la escuela se hacía mucho hincapié en mostrarse alegres, generosos y pulcros en el vestir. El modelo presentado a los niños era Domingo Savio (a quien un alumno del colegio llamado Ceferino Namuncurá estaba dispuesto a imitar). Tales fueron las semillas sembradas en el niño Carlos Gardés.
Carlos fue inscripto en 2do grado (no confundir con una repetición, no fue ese el caso) como alumno artesano. Pasó por diversos talleres, imprenta, en-cuadernación, herrería y zapatería. Allí pasó su año a excepción de unos días en julio de 1901, luego que falleciera en la escuela por escarlatina el niño Tomás Frangi y por razones de higiene los alumnos fueron enviados con sus familias. Para el 1 de agosto estaban casi todos de regreso. El 3 de noviembre de 1901 muchos chicos, entre los cuales estaba Carlos Gardés, recibieron el sacramento de la Confirmación.
En 1902 siguió en el Colegio pero ya no como artesano sino como estudiante, tanto él como su compañero Vicente Olavarría (un alumno brillante) fueron cambiados de sector. Junto con otros compañeros Gardel compartió el dormitorio María Auxiliadora con el Beato Ceferino Namuncurá. Tanto él como Ceferino recibieron el premio Digno de Alabanza, mención que se daba a los mejores estudiantes.
Nada raro hay en los registros del colegio que indiquen alguna problemática especial con este niño Gardés, ni problemas de conducta, ni con su entorno familiar. Se solía dejar constancia de esas cuestiones.
Aprobó tercer grado en 1902 y dejó la institución salesiana. ¿Las razones? En 1903 su madre intentó matricularlo en la "Escuela Nacional de Comercio de la Capital", sita en Bartolomé Mitre 1358, para primer año del curso preparatorio. ¿Podía ingresar sin tener los estudios primarios completos? Sí. Los requisitos entonces eran tener doce años cumplidos, certificado de buena conducta y rendir un examen bastante exigente. Había chicos que se presentaban con cuarto o quinto grado aprobados. El ingreso era difícil porque no todos aquellos que se presentaron pasaban el examen de ingreso, de una cantidad de 250 a 300 postulantes solo aprobaba la mitad.
Tal vez no haya prosperado esta instancia porque Carlos finalmente culminó sexto grado (y con él sus estudios primarios) en el Colegio San Estanislao. Corría al año 1904.
A través de su trayectoria podemos vislumbrar la perseverancia de su madre para que su hijo tuviera estudios. Repetimos que no todos los niños culminaban la primaria y más habiendo tenido tantos cambios en su tránsito escolar. Otros hubieran dejado. Observemos también que su madre no dejó pasar oportunidad de estudios superiores (existía la posibilidad que los chicos de doce años ingresaran a una escuela de comercio e intentó apro.vecharla)
La misma perseverancia e idénticos deseos de superación que mostró Gardel en toda su carrera artística, se aprende de niño
Si desea opinar sobre este articulo, envie un email- - - - - - - ©Tango Reporter 2015

Volver a TANGO Reporter.

Subscripciones / Indice / Números especiales /Tarifa de avisos / Notas de tapa / Tango Links/ TANGO Reporter Blog
Copyright © 1996-2015 Tango Reporter